Publicidad

Comparaciones odiosas, pero…

Compartir

Por: Alejandro

Santos “pierde el año” frente a Uribe. La percepción de la gente, medida por Gallup en junio, eso refleja. Quién sabe hasta dónde seguirá siendo válida la expresión “vox populi, vox Dei”, en tiempos en que la democracia se va quedando sin pueblo y el pueblo sin dios.

 

Opinión.

Por: Octavio Quintero.

Grupo GES

Pero, por algo seguirán las encuestas de opinión mandando la parada en la administración pública y en el ejercicio político:

  1. Porque, ¿qué son los departamentos estadísticos de todos los países sino empresas encuestadores que trazan políticas públicas, como el Dane, en Colombia, en materia de inflación y empleo, por citar los dos ítem más mentados?
  2. ¿Y qué son hoy en día los debates políticos sino el enfrentamiento entre unos tipos que quieren ir adelante en las encuestas, lucha que, por demás, estimula el populismo entre los candidatos, llevándolos a prometer hasta “puentes donde no hay ríos”, como reza el conocido bambuco de Garzón y Collazos?…

Bueno, si la vox populi sigue siendo válida, el presidente Santos “perdió el año”, que en este caso no es uno sino 7 que lleva de mandato, y nada indica que en el último vaya a recuperar la nota.

Pero no sería tan grave que el Presidente estuviera perdiendo el año –de hecho todos los presidentes colombianos terminan con el sol a las espaldas debiendo materias, sobre todo en la asignatura social–, si el país no estuviera tan polarizado entre el presidente en ejercicio y el expresidente inmediatamente anterior, valga decir, Santos/Uribe.

Toda comparación es odiosa, pero ahora no se hace tanto la comparación entre los gobiernos  Santos/Uribe, sino con la intención de mostrar la persistente frustración de la clase social colombiana que, gobierno tras gobierno, lo que se percibe en la constante apertura de las brechas sociales…

Las bocas, como se denominan aquí frente a las gráficas que se reproducen, tomadas de la encuesta Gallup de junio del 2017, se abren y se abren con el paso del tiempo, y resultaría probable que si el mismo análisis se hiciera al finalizar el cuatrienio que se inicia después de las elecciones del 2018, los resultados no se difirieran mayor cosa.

Sobra decir que la presente nota, si descalifica a Santos frente a Uribe, solo es cuestión de la misma estadística perceptiva… Nosotros solo nos limitamos a ver los cuadros y observar que en todas las comparaciones establecidas por el encuestador para auscultar la opinión de la gente, el gobierno de Uribe resulta mejor calificado que el menguante gobierno de Santos.

En las siguientes gráficas, el punto de partida representa el inicio del gobierno del presidente Santos, y, por tanto, el final del gobierno de Uribe. El valor en pps (puntos porcentuales) que aparece al inicio, fue el rango del respectivo ítem en que lo dejó Uribe, y al final, el valor en pps es el rango en que lo lleva Santos, a un año de terminar su mandato.

P-1.- En general, ¿cree usted que las cosas están mejorando (M) o empeorando (E)?

R-1.- Las cosas están empeorando. El ancho de la boca entre M y E dejada por Uribe es de 18 pps frente a la actual de Santos que es de 55 pps al elevarse al 73% el pesimismo de la gente.

P-2.- En su concepto, ¿cuál es el principal problema en estos momentos?

R-2.- Esto  sí que resulta interesante: al final de Uribe, el problema de más bajo perfil (línea roja) percibido por los colombianos era la corrupción con un rango del 9%. Finalizando Santos, el principal problema puntual es la corrupción con un rango del 28%. La línea azul que aparece arriba de la roja, agrupa la suma de «Otros».

P-3.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

CORRUPCIÓN

R-3.- Colombia está empeorando. La boca de percepción en corrupción dejada por Uribe tenía un ancho de 23 pps. Al final del gobierno Santos la boca se abrió hasta 81 pps, más de tres veces y media. 

P-4.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

ECONOMÍA

CUADRO 4

R-4.- Esta boca sobre economía sí que es pronunciada entre el fin del gobierno Uribe y el 7º año de Santos. De recibirla en el 2010 con un margen de 13 pps, la brecha se le ha abierto hasta 66 pps, es decir, cinco veces mayor al subir de 33 hasta 83% la percepción de “empeorando” y bajar el “mejorando” del 33 hasta el 11 por ciento.

P-5.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

DESEMPLEO

R-5.- Las cifras en este campo son 60 contra 18 al final del gobierno Uribe; y, 73 contra 16 a junio de este año en el gobierno de Santos. La brecha dejada por su antecesor era de 42 pps y la brecha que mantiene al final de su mandato es de 57 pps. Bueno, en esto sí se encuentran muy iguales, lo que quiere decir que, para generadores de empleo, ambos son más bien malitos.

P-6.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

NARCOTRÁFICO

R-6.- Al cierre del anterior gobierno la percepción de los colombianos en este campo era ‘miti-miti’: 38% votaban “mejorando”, 36% “empeorando”. En junio de este año, la percepción se establece en 53% empeorando contra 29% mejorando. En el primer caso, el pesimismo se ha subido en 15 pps y en el segundo el optimismo se ha bajado 7 pps. 

P-7.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

COSTO DE VIDA

R-7.- Es el boquete más grande que se establece entre las dos administraciones. Al finalizar el gobierno de Uribe, la percepción de la gente en torno al costo de vida era del 57% “empeorando” y del 23% mejorando. A un año de terminar Santos, la percepción es que la situación está empeorando (88%) contra un “mejorando” de solo el 6%.

Por donde se le mire, la comparación resulta desventajosa a Santos: subió la percepción de “empeorando” 31 puntos porcentuales y se cayó la de “mejorando” 17 pps. El boquete que le dejó Uribe de 34 pps entre M y E, se abrió hasta en 82 puntos porcentuales: ¡toda una barbaridad!

P-8.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

INSEGURIDAD

R-8.- La gente se siente más insegura hoy que hace 7 años. Al concluir el anterior gobierno las cifras eran del 62% contra el 12% y la brecha se establecía en 50 puntos porcentuales. A junio de este año, las cifras son del 86% de percepción de inseguridad contra 10% de gente en la encuesta que se siente segura. La brecha, al cabo de este tiempo se ha abierto en 76 puntos porcentuales, y eso lo dice todo.

P-9.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

CALIDAD Y CUBRIMIENTO EN SALUD

R- 9.- Horrible el tema de salud. Aunque el acucioso ministro del ramo diga lo contrario, la gente sigue teniendo una imagen pésima del sistema de salud. El gobierno sostiene un sistema que es a todas luces lo más impopular dentro de las tantas cosas impopulares que embargan el día a día de la sociedad.

Santos recibió de Uribe una percepción de mala calidad y deficiente cubrimiento en salud del 48%,  y a la altura de hoy, esa mala percepción se ha elevado al 83%, 35 puntos porcentuales. Cuando en el 2010, el 36% de los encuestados creía en una buena calidad y cubrimiento en salud, esa cifra hoy se ha descolgado hasta el 12 por ciento, es decir, 24 pps. La conclusión es que 35 que se ha elevado y 24 pps que se ha descolgado, se ha creado una enorme boca de 68 puntos porcentuales como para callarnos la boca a todos.

P-10.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

LUCHA CONTRA LA POBREZA

R-10.- La gráfica de lucha contra la pobreza muestra una boca de 50 puntos porcentuales, también enorme. La percepción de la gente sobre este tema es del 71% contra el 20%. En el 2010, las cifras eran del 44% contra el 35%, 9 pps: suficiente ilustración.

P-11.- Considera usted que Colombia está  mejorando o está empeorando en:

ASISTENCIA A LA VEJEZ

R-11.- Cerremos con el cuadro de la Tercera Edad, aquí en la gráfica bien llamado “asistencia a la vejez”. El gobierno acaba de expedir una ley que obliga, bajo drásticas sanciones, un buen trato a los viejos. Pero también acaba de objetar otra ley que reducía los aportes obligatorios de los pensionados a salud. Seguramente las dos medidas han modificado la gráfica actual que muestra una boca de 10 puntos porcentuales al inicio del gobierno y que se abre hasta 42 pps al día de hoy.

Esa grieta debe haberse abierto, y harto, porque el desplante del Presidente con los pensionados es inadmisible, no solo porque representa mezquinad con una maltratada población de muy bajos recursos que todavía anda a cuestas con familia a cargo, sino un flagrante engaño a una esperanza que el mismo Presidente les creó cuando les prometió, en plena campaña de reelección, bajarles la pesada carga del aporte a salud.

*Encuentre y reciba más información de Cundinamarca uniéndose al fan page:  https://goo.gl/13uuPz

*Espacio publicitario

Publicidad

Otras noticias

expresidente Álvaro Uribe Vélez
Las decisiones de la Colombia indefensa

Si usted tiene un pequeño supermercado de barrio y los amigos de lo ajeno lo visitan con frecuencia, le quitan

Nuevos protocolos para las protestas – jajaja

El Gobierno nacional y la cúpula de la Policía se encuentran muy concentrados realizando los estudios necesarios, para establecer las

Dilian Francisca Toro, Juan Carlos Pinzón, Colombia
“Y quienes son los nuevos ídolos”

Llegó la hora de cambiar todos los partidos políticos tradicionales. El país ya no resiste tantos hechos vergonzosos que lastiman

Salud, Colombia
¿Reforma o atraco?

Piensa mal y acertarás… Una reforma sanitaria a la tapada es un indicio que lleva a activar una protesta pública,

¡En guardia!

Yo que les digo… Ya que logramos repeler la agresión del GnoNal gracias a la CSJ, bien haríamos en no

“La inconformidad social está hirviendo”

Convocar a un paro nacional es un suicidio. Al país solo lo salva un gran acuerdo nacional. Las reformas: al